Destacado

Oposición en desventaja en México ante necesidad de un triunfo y el costo de un posible fracaso

Tomada de América Economía

Héctor Antolínez

}Aunque a todas luces el gobierno de Nicolás Maduro y la Plataforma Unitaria están en México para negociar “como iguales”, la verdad es que el sector opositor tiene todas las de perder, en especial ,ante un eventual fracaso de la mesa de diálogo

El proceso de negociación y diálogo en México entre el gobierno de Nicolás Maduro y la Plataforma Unitaria ya pasó su segunda ronda en la que se empezarían a asomar los temas más importantes para ser tratados por los representantes de las fuerzas políticas.

Se lograron algunos resultados en la primera ronda. Sin embargo, se trata de resultados que, en verdad, no representan ningún tipo de cambio político en el territorio venezolano, sino más bien gestos políticos como lo es el afirmar el reclamo venezolano sobre el territorio de la Guayana Esequiba.

A medida que avanza el proceso en México, también avanzan las dudas sobre si en efecto se llegará a algún resultado una vez que los fuertes reclamos de ambos bandos, como las sanciones o elecciones presidenciales justas, lleguen a la mesa. Esto plantea un panorama en el que ambas fuerzas necesitan resultados rápidos para vender a sus bases y al país entero, pero también asoma una realidad importante. En el caso de que México fracase como República Dominicana o Barbados, el efecto sería fulminante para uno de los sectores: la oposición.

La necesidad de resultados rápidos

En opinión del politólogo Piero Trepiccione, ambas partes necesitan demostrar no solo a sus bases sino a todo el país, la disposición de lograr resultados concretos, pero además rápidos. Esto gracias a la terrible situación política y económica que vive la mayoría de los venezolanos.  Sin embargo, él es el primero en alertar que esto no será posible.

“Por supuesto que ambas partes quisieran obtener resultados rápidos, y más que ambas partes, el propio país que está urgido de resultados inmediatos en ese proceso de diálogo en México, pero lamentablemente las posiciones y las circunstancias no son las más adecuadas para ello”, afirmó el académico.

Para él no existe ninguna duda de cuál es el sector político que en verdad necesita que México funcione y dice que esto se debe a que, a pesar que tanto chavismo y oposición están sentados en la mesa de forma conjunta, en la realidad, solo uno de estos sectores tiene poder real.

La oposición está más urgida por resultados que el chavismo, porque mal que bien, el chavismo está en el poder, tiene el control del país y está ejerciendo en términos fácticos el control del Estado venezolano”, dijo.

Pese a esto, la situación no es óptima para la delegación que representa a Nicolás Maduro y encabeza Jorge Rodríguez. Al estar en el poder se convierte en el bando que enfrenta los problemas financieros que ocasionan las sanciones económicas que desde el 2017 han impuesto países como Estados Unidos y Canadá, y el bloque de la Unión Europea.

Trepiccione comenta que permanecer en el poder se traduce en que el chavismo puede “dilatar el proceso” pensando en una estrategia para desmotivar a la población y desarticularla aún más de lo que ya está, pero advierte que también es el gobierno el que se enfrenta a un posible “volcán social que sigue aumentando su temperatura”.

“Dilatar el proceso pudiera ser una jugada para decepcionar y desmotivar. Además cuando se han dado los fracasos en negociaciones anteriores el que queda peor parado ante la población y su base política es la oposición, esa ha sido la constante de los últimos procesos”, dijo.

Golpe fulminante para el interinato

Con los antecedentes de varios procesos de diálogo y negociación que han fracasado en la última década, no es descabellado pensar que México vaya a culminar en otro intento fallido, en el que alguna de las partes se levante de la mesa y no se logre algún resultado concreto.

Esto es lo que cree el también politólogo Fernando Spiritto, quien al momento de analizar el proceso señala que el simple hecho de que la oposición se haya sentado, ya representa un triunfo para el gobierno, pues refleja que este sector “agotó su estrategia” y “se quedó sin margen de maniobra”.

Ese “arrinconamiento” de la oposición es lo que hace que su situación de cara al diálogo de México sea tan delicada. Para Spiritto, un fracaso ahí, en la situación política actual, no sería similar al de Barbados o al de República Dominicana, sino que potencialmente podría ser devastador para el G4 (Primero Justicia, Acción Democrática, Voluntad Popular y Un Nuevo Tiempo) y para el gobierno interino de Juan Guaidó.

La oposición perdería mucho prestigio si el proceso acaba en fracaso porque todos aquellos que le dijeron que no se debía dialogar con Maduro aparecerán para decir ‘te lo dije’; la oposición lo sentiría más, en cambio para el gobierno no sería lo ideal pero tampoco algo tan grave, pues volveríamos a dónde estábamos con la crisis política y económica que ya teníamos”, comentó.

Una consecuencia del debilitamiento del gobierno interino de Juan Guaidó, el cual recientemente se vio sacudido por un escándalo en el manejo de Monómeros, en Colombia, sería un nuevo aire para los sectores más radicales, aquellos que apuestan a una intervención militar y al atrincheramiento en las posturas enfrentadas.

Además de ser un golpe tremendo para el G4, podría ser un impulso para la oposición radical que encontraría un nuevo aire. Quizás es por esto que el gobierno de Juan Guaidó ha tratado de mantenerse al margen de lo de México y no se ha mojado los pies por completo. Sin embargo, esto no servirá, ante un fracaso la pérdida del poder sería muy pronunciada”, aseguró Spiritto.

Ante un escenario poco alentador, y un gobierno que al menos parece entorpecer el proceso tratando de sentar a Alex Saab en la mesa lo único que resta es esperar, ver si los resultados empiezan a aparecer o, en el caso contrario, qué haría la oposición ante un colapso en las conversaciones.

Si esto fracasa la oposición quedará muy afectada, espero que al menos si eso ocurre, haya una unidad electoral para compensar el debilitamiento”, concluyó Spiritto.

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s