Destacado

Del revocatorio a la enmienda: Evans apuesta por agotar la vía constitucional

Tomada de Punto de Corte

Ana Rodríguez Brazón

Con los ánimos más tranquilos y la efervescencia controlada, parece más fácil hacer un balance del torbellino que causó una  apresurada decisión del Consejo Nacional Electoral (CNE) de iniciar el proceso para la activación del referendo revocatorio. Así como fue anunciado, con la misma rapidez descartado, aunque su promotor, el politólogo Nicmer Evans insiste en que “el intento de aborto” fue frenado y aún no se cierra a la posibilidad de llevarlo adelante.

El 17 de enero, por cuarta vez, los integrantes de una organización conformada por diferentes sectores de la sociedad civil, denominada Movimiento de Venezolanos por el Revocatorio (Mover), llevaron al CNE su petición de activar el artículo 72 de la Constitución, pidiendo el inicio del proceso que solo se ha ejecutado en el país en el 2004, pero del que Hugo Chávez salió airoso. Esa misma noche la sorpresa les llegó a todos: el órgano electoral llamaba a iniciar la recolección de firmas para el 26 de enero.

-¿Fue una iniciativa improvisada? ¿Cómo surgió la idea?

Con un mejor semblante postcovid, Nicmer Evans responde: Llego a la conclusión del tema durante mi secuestro en los sótanos de la Dirección de Contrainteligencia Militar (DGCIM). Después de haber estudiado un libro sobre las transiciones en el mundo, me dieron las pistas necesarias para entender que la vía electoral no se puede desechar.

Al salir de la DGCIM empecé a tantear el ambiente en algunos sectores, había visto unas declaraciones de Henrique Mendoza, que creo que fue uno de los primeros que comenzó a tocarlo de manera pública y luego hubo coincidencia con César Pérez Vivas, Nelson Chity La Roche…

Evans además insiste en que tuvo que convencer a su organización Movimiento Democracia e Inclusión (MDI)  de que la idea era correcta. “En lo que sí estábamos claros es que ellos (el CNE) iban a hacer todo lo posible por detenernos, como lo hicieron”.

El politólogo recalca que lejos de la improvisación, como se ha querido hacer ver, hubo planificación, incluso, intentos por plantear que el revocatorio se incluyera en la mesa de diálogo de México, pero también, el 23 de enero “iba a ser el día en el que la mayoría de las fuerzas políticas del país iban a anunciar que se sumaban al desarrollo del proceso”.

-¿Quiénes se sumarían ese 23?

El presidente interino de la Asamblea Nacional de 2015, Juan Guaidó, en nombre de organizaciones  políticas que están representadas en esa Asamblea. Se iban a sumar de manera plena y se estaban sumando Vanguardia Popular, Bandera Roja”…

Volviendo al tema de la improvisación, Evans revela que durante 2021 estuvieron discutiendo solicitar el revocatorio y además estaban preparándose para recoger el 1 por ciento de las firmas de darse las condiciones. Mover sostuvo reuniones con Henrique Capriles, Leopoldo López, Juan Guaidó, María Corina Machado.  “Hubo una fase previa que nos permitió la claridad de que podíamos avanzar,  quizás no con una unificación plena, pero sí con la consciencia de que la acción iba a generar que la gente se plegara y eso fue lo que pasó”.

Para Evans, la discusión desde las bases es importante y por eso critica que la Unidad “imponga” líneas.  “La gente tiene una agenda que no es la del G4”, insiste y detalla que en la calle se habla de cosas distintas a las que debate la dirigencia política, que por ejemplo solo perfilaba un escenario presidencial de 2024 “como una única salida, esperando en una hamaca”.

En esos debates a los que hace referencia se estaría hablando de la posibilidad de una enmienda a la Constitución. Quien también fuera candidato en 2017 a la Alcaldía de Caracas, recalca que Mover está considerando la posibilidad de impulsar la enmienda propuesta en el 340 de la Carta Magna, porque “la gente en la calle está hablando de la enmienda y los sectores de oposición no mencionan nada de eso”.

-¿Por qué solicitar el revocatorio y una enmienda  sabiendo que el CNE es cuestionado?

Porque existe la necesidad de exigir derechos que están en la Constitución; es una obligación ética, era un deber ser coherentes con el principio del camino electoral. ¡Ah!  ¿Es bueno ir a elecciones para escoger alcaldes y gobernadores pero no es bueno activar un mecanismo constitucional para revocar a Maduro?

Si se logra activar la enmienda para recortar el período presidencial y eliminar la reelección, de cara al 2024 aparecerán nuevos actores que se deben medir en primarias, o al menos así lo considera Nicmer Evans, asegurando que está poco claro si se daría un escenario Maduro Vs. Guaidó en la contienda electoral, pero sí cree que es necesario escoger al mejor candidato, y que incluso los ciudadanos puedan postular un nombre, aunque él no se ve como aspirante, al menos no ahora.

Empeñado en que el revocatorio no ha muerto, el coordinador de Mover insiste en que irán a todas las instancias necesarias para seguir apostando por este “derecho”,  porque si no se dio el acto de revocar, aún se puede solicitar nuevamente, incluso existe la propuesta de que cada estado recoja firmas para impulsar la solicitud una vez más.

Respondiendo a la pregunta de si es Maduro legítimo o no, Evans cree que esa era una discusión superada, pues la Carta Magna refiere la revocatoria del cargo y no explica si es ejercido de manera legítima. “La lucha va a seguir en paralelo con la agenda de los problemas de la vida cotidiana, con una agenda de defensa de derechos políticos”.

-¿Rafael Ramírez  ha financiado esta iniciativa?

Rafael Ramírez tiene el derecho de apoyar el revocatorio y nosotros no podemos decir nada, lo que sí podemos decir es que no tenemos vinculación con ese señor. Mover no tiene recursos, ni medio dólar partido por la mitad, fue un voluntariado.

 ¿A qué crees que se deba el estancamiento de la oposición? ¿Colaboracionismo, personalismos?

La oposición es víctima de ataques de un sistema autoritario y eso no se puede dejar de lado. Presos, exiliados, asesinados, infiltrados, sobornados, negar  esa realidad es decir que hemos jugado con las mismas condiciones y que hemos cometido errores por brutos y ellos por inteligentes nos han ganado.

Lo segundo es que ha habido una profunda desconexión con lo que padece la gente   y la corrupción.  También el peor error fue asumir que la conducción política era gobierno. Cuando yo veía a Juan Guaidó con el atril y una bandera corriendo diciendo que era presidente, yo decía: o eres presidente y estás administrando, o eres líder y estás resistiendo.

Con estas últimas críticas, Evans reflexiona sobre el papel que ha tenido la llamada Plataforma Unitaria, que para él, el nombre solo se queda en adjetivos porque “solo se reúnen cuatro partidos y deciden por los demás. No es plataforma ni es unitaria”.

Cree que la sociedad civil debe jugar un papel importante y espera que Mover, logrando o no el revocatorio o la enmienda, pueda garantizar un espacio de participación que aglutine diferentes sectores sin necesidad de desplazar a ningún partido. “Necesitamos un verdadero espacio de encuentro de la oposición venezolana”, puntualiza.

Categorías:Destacado, Entrevistas

Deja una respuesta

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s